diumenge, 4 de desembre de 2016

De tus ojos depende...

Si tus ojos miran con malicia, todo lo que no entiendas lo atribuirás a la malicia.
Lo que otros hagan y te disgunte parecerá hecho con malicia...

Si tus ojos miran con bondad, tal vez dejes cosas sin explicación, pero no podrás ver malicia en los actos de los demás,

Así, cuando algo te disguste buscarás explicaciones alternativas. De verdad, creo que le damos a la malicia más cancha de la que realmente tiene.

Ved con bondad.