dissabte, 8 de juny de 2013

Nada es tan difícil si se entrena...

Ya descontando para mi segundo Medio Ironman,
creo que esa frase me ha sido bastante útil en este camino:
Nada es tan difícil si se entrena...

No tan lejos, dos años y poco, aquella tarde en la que me metí al mar con el neopreno por primera vez para desfondarme tras 300 míseros metros de nado.

Aquel día me quedaron dos opciones: posponer mi debut en triatlón o entrenar sin mas.
No hace falta que explique el camino que elegí. Por ello, 4 meses más tarde estaba en Fornells, Menorca, debutando en un Medio Ironman en 5h 46min aproximadamente.

Ahora, llega el segundo intento, con ganas de mejorar o como mínimo, de sufrir menos y disfrutar más. Pero lo que os quería comentar es que hace tiempo, nadar dos quilómetros me sonaba a locura. Hoy en día es algo que hago una dos veces por semana, porque somos lo que entrenamos y como ya he dicho mas veces... no solo en el deporte, también en la vida.

Entrénate para ser lo que quieras ser y entrénate para ser feliz.

Y ahora me voy a dormir, que es la mejor forma de seguir entrenando :-)