divendres, 27 de setembre de 2013

Ver el Sol nacer

Ver el Sol nacer, día tras día,
desde el mismo horizonte,
a veces más al norte, otras más al sur,
pero siempre sobre el mar.

Ver el Sol nacer, día tras día
y disfrutarlo como algo mágico,
disfrutar de emprender un nuevo día...

Hoy no calentabas amigo Sol,
la bruma te hacía tibio,
pero a pesar de todo, conocemos tu fuerza
y sabemos que tras la capa de agua gaseosa
sigues estando tú.

Mañana me gustaría verte salir otra vez,
pero aunque yo no lo contemplara
nos veríamos más tarde,
porque nosotros podemos faltar a la cita,
pero a ti no hay quien te pare.