divendres, 14 de desembre de 2012

No merece título


Fui a verte... a pedirte que me dijeras cual es el camino.
Pero me di cuenta de que tu siempre das vueltas y todo lo alumbras.

A pesar de ello, cerca de ti he pasado mucho tiempo últimamente.
Además, he podido conocerte por dentro.

Sé que podrás ayudar a los barcos, pero que no lo podrás hacer conmigo, pero sé que cuando vaya estarás allí y que si te hablo estarás a mi lado y me enviarás guiños de luz hasta el amanecer del día siguiente.