dissabte, 5 d’octubre de 2013

No hay piedad para los ciclistas...

No hablo de doping, ni de persecución,
aunque los persiguen mucho más que a cualquier otro deportista.

Me refiero a los ciclista en general,
no a los élite.
Me refiero a la gente que coge la bicicleta un rato y sale a pasear.

Existen pocos carrilesbici dignos y si vas por una carretera convencional,
pasa lo que en este video:
http://ccaa.elpais.com/ccaa/2013/10/03/catalunya/1380822622_195211.html

Señores de carruajes de hierro, más respeto.
En cada bicicleta hay un corazón que pedalea.