diumenge, 7 d’abril de 2013

Hay gente...

Hay gente que espera que le des las gracias cuando debería pedir perdón.

Hay quien pide perdón cuando les tenemos que dar las gracias.

Los segundos son más valiosos.

Gracias por existir.